jueves, 7 de julio de 2016

LA CORBATA, EL LIBRO DE LAS MADRES


Cuando yo decía que para el Día de la Madre había que regalar una corbata era por algo. Mirad, si no, lo que nos cuenta Marc Gabernet, un joven reseñador que hace unos meses contactó conmigo para solicitarme un ejemplar de este original libro de relatos. Para nosotras supuso un honor que alguien se interesara por nuestra obra y, por supuesto, le enviamos el libro. No sabíamos entonces, eso sí, que él era tan joven, ni quizás él que la corbata era tan madura.  El producto de este cruce de despistes es la reseña que podéis leer en el blog LocoLectores, que sinceramente recomiendo. Este chico tiene talento.

Agradezco a Marc Gabernet la lectura y reseña de La corbata, y a su madre el que la haya convertido en su libro de mesita de noche.

2 comentarios:

Alicia Uriarte dijo...

Pues muy sincero el chaval. Como tu bien aclaras, dicho libro no está enfocado hacia el mundo juvenil. Con todo, he de decir que alumnado de bachiller con el gusto por la lectura bien desarrollado ha sido capaz de devorar obras que a mí se me caerían de las manos. Es por lo que, independientemente del público al que va dirigido una obra, también es muy importante la capacidad y madurez lectora de la persona que la coge entre sus manos.
Mi sincera enhorabuena a Marc Gabernet por su blog, por su gusto por la lectura y por la reseña. A ti, Maribel, y tus compañeras, deciros que celebro esa segunda edición de este libro. Indicador de que mucha gente ha decidido anudarse una corbata en sus manos.

Un abrazo.

Maribel Romero dijo...

Gracias, Alicia. La segunda edición la presentamos en Elche y lo cierto es que todos los comentarios que recibimos son elogiosos.
Sí hay chavales con gran madurez lectora y estoy segura de que Marc es uno de ellos. Dirige un blog literario, lee mucho, escribe reseñas y hace sus pinitos como periodista cultural. Le auguro un gran futuro. No obstante, pienso en mi hijo, por ejemplo, y "La corbata" no sería el libro que más le divirtiera, porque aunque recoge ficciones, estas están basadas en realidades que se aprenden con la edad.
Espero que los seguidores de Marc se animen a regalar el libro a sus padres. Los harán felices.

Un abrazo.