domingo, 22 de septiembre de 2013

LA PRIMERA ES LA QUE VALE

Todos hemos pronunciado esta frase en algún momento, cuando al cambiar de decisión sobre cualquier asunto, con respecto a una primera adoptada, hemos acabado metiendo la pata.
Suele ocurrir, por ejemplo, con los exámenes tipo test. Contestas la respuesta “A” convencido de que es la correcta, pero después lees la “C” y empiezas a dudar, porque la ves tan correcta o más que la anterior. Sin tiempo para mucho pensar, y casi echándolo a cara o cruz, borras la “A” y te decides por la “C”. ¿Y cuál era la correcta? Por supuesto que la “A”. La primera es la que vale.
Pues bien, en base a este original principio, que no sé si tiene mucho de científico, me he atrevido a cambiar el título de mi única novela publicada hasta ahora en formato Kindle para Amazon (hay otro libro pero es de relatos), y de paso su imagen.
Mentes Vacías, como hasta ahora se le ha conocido y como ha sido distribuida a cientos de lectores, nació con el nombre de Rosas Negras. Con este título, además, se encuentra registrada en el Registro de la Propiedad Intelectual.
Cuando me decidí a publicarla en Amazon, un par de amigas que la habían leído me comentaron que Rosas Negras podía crear una imagen equivocada de la novela, porque sonaba a “romántica”, y por supuesto no lo es. Me aconsejaron cambiar el título y les hice caso, y tras barajar otras opciones me decanté por Mentes Vacías, que también a ellas les convenció.
La portada es otro asunto. Desde el principio gustó mucho, impactó, su asociación con el título era perfecta, pero también inducía a error, porque lo que los posibles lectores veían en ella era una novela futurista, con robots, androides, naves espaciales y planetas desconocidos, y nada más lejos de la realidad. Los personajes de esta novela son de carne y hueso, sienten y padecen, tienen alegrías y frustraciones, se rebelan, defienden sus principios y tratan de encontrar su particular felicidad, exactamente lo mismo que cualquiera de nosotros, a pesar de que sí es cierto que la historia está ambientada en una época futura.
Mentes Vacías ha dado paso a Rosas Negras, y con el cambio de título era procedente un cambio de imagen más acorde con la realidad de la novela (aunque pueda parecer extraño, es una práctica frecuente en Amazon la de cambiar las portadas y los títulos).
No hay una intención de reimpulsar esta obra, que ya ha tenido su recorrido, pero podría ocurrir que algunos lectores que no se sintieron atraídos por ella, a tenor de lo que les insinuaba la antigua portada, muestren ahora interés al ver esta nueva imagen y se decidan a descubrir, por un euro, los secretos de Rosas Negras.
Es de justicia darle a esta novela lo que le corresponde: su título original. Además, la primera es la que vale.
ROSAS NEGRAS en Amazon.es
ROSAS NEGRAS en Amazon.com

18 comentarios:

Blanca Miosi dijo...

El nuevo título y la portada me gustan muchísimo más que la anterior, Maribel, porque la otra inducía a ciencia ficción, mientras que esta se acerca más al contenido de la novela, al igual que el título.
Te felicito, tomaste una buena decisión. Muchos escritores cambian portadas y títulos hasta encontrar los adecuados, con muy buenos resultados.
Un beso, amiga!

nati dijo...

Pues me gusta el titulo y la portada nueva pero el anterior tambien pero como tu dices la primera es la q vale bsss

Maribel Romero dijo...

Gracias, Blanca, no sabes cuánto me alegro de que te guste. La decisión la he tomado precisamente basándome en comentarios de muchos lectores que no se decidían por esta novela por la portada (no porque no les gustara, sino porque consideraban que la historia que había dentro era distinta a la que es), y una vez que algunos se animaron a comprarla se llevaron una muy grata sorpresa. Quizás esta portada anime a otros lectores a descubrirla.

Un beso.

Maribel Romero dijo...

Me alegro, Nati. Yo creo que ambos títulos quedan muy bien con sus respectivas portadas. Mentes Vacías tuvo su momento y ahora hay que darle paso a Rosas Negras por aquello de que la primera es la que vale, jeje...

Un beso.

MERCEDES AÑOTO dijo...

Maribel, me parece perfecto y si es verdad q la antigua portada inducia a error. Todo sera por el bien d tu libro y tuyo
Cuando vuelva a mi vida normal te lo publicitare. Besos desde Aberdeen!

MERCEDES AÑOTO dijo...

Maribel, me parece perfecto y si es verdad q la antigua portada inducia a error. Todo sera por el bien d tu libro y tuyo
Cuando vuelva a mi vida normal te lo publicitare. Besos desde Aberdeen!

Maribel Romero dijo...

¡Muchas gracias, Mercedes, por comentar desde tan lejos! Te agradezco mucho el detalle.

Un abrazo.

Alicia Uriarte dijo...

Maribel, todo lo que sea dar nuevas oportunidades a este trabajo tan bien hecho irá en beneficio de los nuevos posibles lectores y de ti como autora.
Lo de distintas portadas lo había visto en las versiones de libros traducidos a otro idioma. Aquí. por ejemplo Jon Arretxe, presenta siempre distinta portada en la versión castellana que en la de euskera, dándose el caso que las presenta a la vez.

Me permito felicitar a Antonio por la versatilidad plástica a la hora de dar respuestas a las necesidades que se van presentando a lo largo del desarrollo de tu obra. Gracias a ello espero que se abran nuevas puertas para esta novela.

Un abrazo.

Maribel Romero dijo...

En este caso, Alicia, el cambio de portada ha venido de la mano del cambio de título. Como explico en la entrada, quería rescatar el original, Rosas Negras, y la imagen anterior poco tenía que decir al respecto.

No sé si atraerá a nuevos lectores, pero sí me consta que algunos no apostaron por el libro porque la portada antigua los llevaba a pensar en ficciones que nada tenían que ver con lo que en realidad se cuenta en la novela.
Esta nueva imagen tampoco sé si será más sugerente en ese sentido. El tiempo lo dirá.

En esta ocasión Antonio ha tenido colaborador, pero todo queda en casa.

Gracias, Alicia.

Un abrazo.

Rafa dijo...

Buenas Maribel,
Pues me gusta más esta portada y el título nuevo y coincido tus seguidores y comentarios, en que sonaba a ciencia ficción. Además en un sitio como Amazón, la portada es lo primero que entra por los ojos. Y lo más importante ti eres la made de la criatura y la que decide al final, jejeje
Un abrazo

Rafa dijo...

La madre de la criatura y la que decide quise decir. Me comí algunas letras en el comentario de antes, lo siento, jajajaja

Maribel Romero dijo...

Me alegro, Rafa, de que te guste la nueva imagen del libro y de verte por aquí. Espero que todo te vaya bien.
Ah, y te había entendido, aunque el hambre te hubiera hecho comerte algunas letras, jajaja.

Un abrazo.

José Antonio López Rastoll dijo...

Es difícil dar en el clavo, pero como es tu novela puedes llamarla como te guste. Yo, personalmente, me quedo con el título por el que la conocí, quizás porque me parece un híbrido entre la ciencia ficción y los conflictos humanos. Y también porque en la misma aparecen muchos cabezas huecas.

Un abrazo.

Felisa Moreno dijo...

Para mí lo importante es el contenido y me pareció una novela muy buena, que recomiendo con el título o la portada que sea.
Espero que estés bien, un abrazo.

Maribel Romero dijo...

Hola, Jose.
Es una decisión extraña, lo sé, y arriesgada, pero no me sentía muy cómoda con la imagen de la novela porque, a pesar de que sí tiene algo de ciencia ficción, te puedo asegurar que el lector de ciencia ficción busca otra cosa muy distinta.
Y por otra parte, lectores a los que sí pudiera gustarles esta historia, nunca se atrevieron por la portada y el título, porque les sugería otra cosa.
No es fácil acertar, claro que no, de hecho yo acierto poco, pero llevo tiempo dándole vueltas al tema hasta que me he decido a dar el paso. De aquí en adelante lo que Dios quiera, que se suele decir.
Bienvenido de nuevo a la rutina.

Un abrazo.

Maribel Romero dijo...

Gracias, Felisa. Todo bien, o casi bien. Suerte con tu proyecto.

Un abrazo.

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Opino que Rosas negras es un buen titulo. El color neutraliza la idea que dan las rosas, le dan otro sentido.

Maribel Romero dijo...

Muy buena apreciación, Demiurgo. Gracias por participar.
Un saludo.