sábado, 31 de octubre de 2009

LO SIENTO


Él, lleno de ardor y desprecio, pensaba en el final. Ella, se entregaba al momento con verdadero placer. Un hondo gemido y diez uñas clavadas en la espalda lo hicieron acabar. Antes de prender el cigarrillo le dijo la verdad.
—Lo siento, pero no te amo, ésta es mi venganza hacia tu marido por haberme despedido del trabajo.
Ella no pestañeó. Comenzó a vestirse despacio, firme como un soldado, elegante como una bailarina rusa.
—No te preocupes, cariño, yo tampoco te amo, ésta es mi venganza hacia mi marido por haberse acostado con tu mujer.

Maribel Romero Soler.

16 comentarios:

Winnie0 dijo...

Está claro que cuando reapareces lo haces a lo grande. BUENISIMO, vengativo, reconcoroso....Me ha encantado en 10 lineas dices todo. besos Maribel

Jaclo dijo...

Maribel:
La narración impecable, pero lamentablemente la afirmación de ella, suena más a orgullo herido que a realidad.
Saludos

Deusvolt dijo...

Muy bueno, parece mentira que hayas sido capaza de consdensar tanto en tan pocas líneas. Me recuerda a peli en blanco y negro.
Mis felicitaciones, Maribel,
Un beso, Sergio.

Maribel dijo...

Winnie, eres un sol. La verdad es que ando bastante liada con un proyecto muy atractivo del que ya hablaré, pero quería reaparecer, al menos, para dar señales de vida. Gracias por tu entusiasmo.
Besos.

Maribel dijo...

Creo que algo de eso hay, Jaclo. Habría que preguntárselo a ella, jajaja.
Saludos.

Maribel dijo...

Gracias, Deusvolt. La verdad es que lo breve me seduce demasiado, me encuentro cómoda entre pocas líneas.
Un abrazo.

siempreconhistorias dijo...

Y el muy tontín se fue a su casa con la marca de las diez uñas. Buenísimo.
Muchos besitos.

Marien dijo...

Muy bien clavadas esas uñas, la venganza con uñas se sirve mejor, digo yo. Muy bien contada esta nueva historia. Te deseo suerte con el micro, es de los mejores.
Besos

Lola Mariné dijo...

Cuanto rencor y resentimiento en tan pocas lineas.
Muy bueno, Maribel.

Maribel dijo...

Genial, Izaskun, ése sería un final redondo para el micro, jajaja. Tengo que visitarte, guapa. Un beso.

Maribel dijo...

Gracias, Marien. Veremos si a esa suerte le da por visitarme.
Un abrazo.

Maribel dijo...

Lola, es puro veneno concentrado, jajaja.
Un beso, guapa.

Alicia dijo...

Amor no habría pero si se vengaron con sexo y disfrutaron los dos, pues que les quiten lo bailado ja,ja,ja. Es por frivolizar un poco.

Los celos fundados pueden llevar a momentos de odio y rencor. Sin embargo no sé si alguna vez os habéis preguntado a dónde pueden llegar los celos infundados. Aún pueden ser más crueles por ser enfermizos y no responder a una realidad...

Maribel, francamente bueno.
Besarkadatxu bat

Maribel dijo...

Muy peligrosos los celos de cualquier índole, Alicia, ya sea entre la pareja, los hermanos, los amigos, los compañeros de trabajo...

Menos mal que aquí no había celos, sólo ganas de pasárselo bien, como tú dices. Lo demás son excusas, jajaja.

Un abrazo.

Incongruente dijo...

¿Lo siento? Ambos mienten con tal descaro que bien merecen que no les amen. Maribel, dejas entrever tanto con tan pocas palabras que casi se podría escribir una novela dando rienda suelta a los sentimientos de esa pareja. Celos, falsa justicia, placer, rencor y hasta algo de odio; y amor, sí, mucho amor, aunque lo estén negando de palabra. ¿Cómo puedes hacer el amor a una mujer sin amarla?
Hija, me has desatado la imaginación; es la virtud que arrastra un escrito tan bien condensado.
Yo sí te digo a ti, Maribel, lo siento, por leerte tan pocas veces. Intentaré remediar este fallo.

Maribel dijo...

Incongruente, tus comentarios siempre son un lujo. Me siento honrada con tu visita y tu sabiduría.
Gracias.
Un abrazo.