jueves, 23 de abril de 2009

FELIZ DÍA DEL LIBRO

Hoy voy a rescatar una entrada antigua. Es del 6 de mayo de 2008 y curiosamente es la entrada más vista por los visitantes del blog, la principal puerta de acceso para muchos interesados que teclean en sus buscadores cuatro palabras: "la importancia del libro". Ése fue su título entonces y hoy, Día del Libro, la vuelvo a traer.

Podría argüir múltiples discursos en defensa del libro y de su importancia, de su significado, sabiduría, enseñanza, necesidad o existencia. Podría extenderme en alabanzas y agasajos, pero no lo voy a hacer. Prefiero tomar prestadas las palabras de un gran escritor, Hermann Hesse, y dejar que su reflexión enriquezca más, si cabe, la importancia de un libro.

“De los muchos mundos que el hombre no ha recibido como regalo de la naturaleza sino que ha creado con su propio espíritu, el mundo de los libros es el más grande. Cada niño que pinta las primeras letras sobre su pizarra y hace sus primeros intentos de lectura, da el primer paso hacia un mundo artificial extremadamente complicado, con leyes y reglas de juego, que ninguna vida humana es lo suficientemente larga para conocer del todo y utilizar perfectamente. Sin palabras, sin escritura, sin libros, no hay historia, no existe el concepto de la humanidad. Y si alguien intentara guardar en un espacio pequeño, en una sola casa o en una habitación, la historia del espíritu humano, sólo podría conseguirlo con una selección de libros…”.

Feliz día para todos, y si es con un libro en la mano mejor.

14 comentarios:

Felisa Moreno dijo...

Feliz día, escritora. Muy buena la reflexión.

Un abrazo

Proyecto de Escritora dijo...

te doy la razón. Feliz día y a seguir leyendo y escribiendo, que es lo que ayuda a que seamos mas felices.
Besotes!!

Armando Rodera dijo...

Feliz día, Maribel!!. Ya es casualidad, pero acabo de ver que hemos hecho entradas sobre el mismo tema y con un final similar, ja, ja

Pero estoy de acuerdo contigo, siempre es mejor estar acompañado de un libro.

Espero que lo disfrutes. Un saludo.

B. Miosi dijo...

Hermann Hesse era un hombre que sabía lo que decía.

Estoy de acuerdo, es nuestra huella de paso por el mundo.

¡Feliz Día de Saint Jordi!

Besos,
Blanca

Halatriste dijo...

Yo sin la magia de los libros tendría una existencia muy gris y anodina.
Los libros son un pasaje, un camino, son recuerdos y amores, tristezas y muerte, sueños y tiempo...
Feliz día del libro

sergio astorga dijo...

Maribel, lo más importante después del hecho biológico, es el acto simbólico, y la vida es plenamente un acto simbólico y el libro es uno de los soportes más importantes.
Un abrazo compaginado para ti y tus lectores(as).
Sergio Astorga

Maribel dijo...

Felisa, Proyecto de Escritora, Armando, Blanca, Halatriste y Sergio: gracias a todos por pasaros por aquí para celebrar conmigo el Día del Libro. ¿Habéis cogido vuestra rosa? El rosal está en el jardín, saliendo a la derecha. Abrazos.

Winnie0 dijo...

Maribel ...me encanta la reflexión. El alma la alimentamos nosotros y depende de lo que elijamos...la fortalecemos...una buena lectura...siempre enriquece el alma...Besos

Alicia dijo...

Como viste yo cogí una rosa y la puse en el foro La Nieve. Creo que con el frescor dela misma tardará en marchitarse. Muchas gracias. Este año este día ha tenido mas relevancia en mi vida. Seguro que tú y los que pasan por este blog algo habéis tenido que ver.
Besarkadatxu bat

Maribel dijo...

Winnie0, pues tu reflexión tampoco tiene desperdicio. Gracias por compartirla. Besos.

Maribel dijo...

Alicia, ya he visto que cogiste la rosa, y además de las más bonitas del rosal (qué lista). Me alegro de que el Día del Libro de este año haya sido un poco más especial y si en algo he tenido que ver me siento muy honrada y agradecida. Un abrazo.

Lola Mariné dijo...

Un libro es la mejor compañía que podemos tener. Nada ni nadie ofrece tanto a cambio de tan poco: entretenimiento, sueños, aventura, compañia, evasión...y tantas cosas más.
Aunque un poco tarde, espero que hayas disfrutado el dia, compañera.

Maribel dijo...

Yo también lo pienso, Lola, aunque no sé si con la edad nos hacemos más exigentes (como pasa con el amor), y es más difícil encontrar el libro que de verdad te haga quitarte el sombrero. Un abrazo.

siempreconhistorias dijo...

Feliz día, Maribel. Los libros compañeros en cualquier ocasión, desde luego, pero productos (no lo olvidemos) de humanos anhelos. Primero fue el humano, el hecho biológico al que alude Sergio y de él lo simbólico. Que los libros no nos oculten a las personas.
Un beso.