martes, 13 de enero de 2009

MARTES Y TRECE


María pintó al gato de azul ­–antes era negro–, bajó las escaleras de mano al trastero –por supuesto en ascensor–, vació los saleros, dio la vuelta a todos los espejos de la casa, quitó los paraguas de su vista y descolgó el teléfono para no recibir noticias, pero se le olvidó apagar el móvil. A las doce de la mañana recibió una llamada de su marido pidiéndole el divorcio. Increíble. Jamás hubiese sospechado que aquellos rituales le iban a traer tanta suerte.

Maribel Romero.

19 comentarios:

sergio astorga dijo...

Maribel,martes trece y las paradojas de los rituales; lo que no hace el individuo lo hace el azar.
Dan muchas ganas de sacar madeja a este mini, por lo pronte comencé el martes trece leyendote, tendré suerte?.
Un abrazo esperanzado.
Sergio Astorga

Arwen Anne dijo...

sabes que? hoy no ha sido tan mal día, la verdad es que me ha gustado, incluso diría que ha sido bueno en muchos sentidos

besos

Maribel dijo...

Espero que sí, Sergio, al menos deseo que no tengas mala suerte. Fíjate, María hizo todos esos rituales sólo para evitar desgracias en un martes 13, y finalmente recibió una noticia que la colmó de felicidad (lo harta que estaría la pobre).

Un abrazo con suerte.

Maribel dijo...

Arwen, me alegro de que haya sido un buen día. La verdad es que las supersticiones de los martes 13 no tienen ningún fundamento.

Un abrazo.

LETRAWEB dijo...

ja, pues ahora es que caigo en la fecha de hoy. Me ha encantado tu Martes y Trece, y sí que este año lo comenzaste con una magnífica inspiración.
Enhorabuena!

Abrazo
Bye

Maribel dijo...

LETRAWEB, ¡gracias! Eres muy amable con tu comentario. Me alegra "verte".

Un abrazo.

Alicia dijo...

Como no piedes ocasión, ya puedes ir pensando algo para los carnavales.
Refiriendome a la fecha,razones sobran si queremos para pensar que el martes 13 es un día de desgracias y mala suerte.
Yo debiera decir que las connotaciones negativas del martes 13 no tienen fundamentos científicos, simplemente se trata de un mito.
En la leyenda, entre otras muchas cosas, se dice que un día martes 13se produjo la confusión de lenguas en la Torre de Babel.
Y mientras terminamos el dia, esperemos que sin ningún mal presagio, bueno es recordar viejos dichos:
En martes ni te cases, ni te embarques.
En martes ni gallina eches,ni hija cases.
En martes ni hijo cases,ni cochino mates.
En martes ni tela urdas, ni hija cases, ni la lleves a confesar que no dirá la verdad.
En martes ni tu casa mudes, ni tu hija cases, ni tu ropa tajes.
Besarkadatxu bat.

Alicia dijo...

Por cierto que me he enrollado y no te he dicho que me ha gustado el texto: no hay mal que por bién no venga.

Maribel dijo...

Alicia, muchas gracias por esos datos que nos aportas, los mitos siempre tienen una parafernalia alrededor muy interesante. Y en cuanto a los dichos populares, ¿te das cuenta de que en todos ellos hay una coincidencia? ¡Que no te cases en martes, leñe! Y si ya es tarde, al menos adviérteselo a los demás.

Oye, pues me has dado una idea con lo del carnaval, buen tema. A ver si me inspiro.

Un abrazo.

Triana dijo...

Hoy leí en el blog de Antonio Serrano un micro que en su desenlace tiene mucha similitud con el tuyo, hoy es el día de las coincidencias... no se si será la enorme luna que nos acompaña o el azar.
El micro, como todos Maribel, buenisimo.

Un abrazo.

Halatriste dijo...

Muy bueno, el marido debía ser una buena prenda.

Nos leemos

B. Miosi dijo...

Ja, ja, ja, Maribel, eres única inventando micros, Habrá que anotar paso por paso lo que hizo María, ¡para ver si llega la suerte tan fácil! Lo importante es no apagar el móvil, si no, ¿cómo te enteras?

Un beso, amiga,
Blanca

Maribel dijo...

Triana, a colación de lo que comentas, a veces pienso que todo está escrito, no queda nada por inventar. ¿No te ha ocurrido que lees un libro que te recuerda otro? ¿O que tienes un pensamiento o reflexión que después ves reflejado en un libro? A mí me pasa con frecuencia. Será la luna, como bien dices, que tiene un inmenso y desconocido poder.
Me pasaré por el blog de Antonio a ver si lo leo.
Gracias, como siempre, por tu amable comentario.

Un abrazo.

Maribel dijo...

Sí, Halatriste, menudo pájaro, jajaja...

Leámonos pues.

Maribel dijo...

Sí, Blanca, la receta hay que seguirla al pie de la letra, sin que falte ningún ingrediente (y menos el móvil), ja ja ja...

Hay que ponerle un poco de humor al martes 13 ¿verdad?

Un fuerte abrazo.

siempreconhistorias dijo...

Qué suerte, para que luego digan, mira tú que cualquier día es bueno para iniciar la libertad.
Fantástico Maribel.
Felicidades.
Izaskun

Triana dijo...

Maribel, no se si has leido el micro de Antonio, nada tiene que ver con el tuyo, solo que yo saqué similitudes en el desenlace, porqué tanto el tuyo como el suyo, me parecen absolutamente originales y muy buenos.

Un beso, aclarando.

Maribel dijo...

Izaskun, qué razón tienes, para comenzar a ser libre, cualquier día es maravilloso, aunque llueva.

Un abrazo.

Maribel dijo...

Triana, lo leí después, excelente micro, me gustó mucho. Sí, tienes razón, se pueden asociar los desenlaces. De todos modos sigue vigente lo que decía, ahora mismo estoy leyendo un libro que me aconsejó una amiga bloguera. Se trata de "El orden alfabético" de Juan José Millás, y yo tengo un relato con un argumento muy similar. Vamos, cualquiera pensaría que lo escribí inspirándome en el libro de Millás y hasta estos momentos ni siquiera sabía que existía.

Otro abrazo aclarando.